Todas las piezas de metal pueden oscurecerse con el paso del tiempo. Esto se puede deber al PH de tu piel, a la ingesta de algunos medicamentos, a químicos y perfumes, etc.

Pero tranqui! Nuestras piezas son de metales nobles, lo que quiere decir que siempre siempre se van a poder limpiar para que vuelvan a brillar como el primer día!

Acá te damos unos tips para que estén siempre como nuevas!

 

Guardado

Si no usás tus piezas te recomendamos que las guardes en bolsitas herméticas o en su pack para no estén en contacto con el oxígeno. Así conservarán su brillo mucho más tiempo!

 

Limpieza

Te damos 3 opciones para limpiarlos!

1) Utilizá un cepillo de dientes viejo con jabón blanco y agua. Pasalo por todos los rincones de la pieza. Secalo bien bien para que no le quede humedad!

2) Dejá en remojo tus piezas en un tarrito con agua caliente y sal. Unos 15 minutos está bien! Sacalas, frotalas con un cepillito de dientes. Enguajalas con abundante agua. Por último, secalas bien bien para que no le quede humedad!

3) Armá una crema con bicarbonato y limón. Cubrí tus piezas y deja actua por 15 min. Sacalas, frotalas con un cepillito de dientes. Enguajalas con abundante agua. Por último, secalas bien bien para que no le quede humedad!